Las personas con autismo presentan hipersensibilidad sensorial y muchas de ellas, específicamente, hipersensibilidad auditiva. Es por eso que el umbral de tolerancia auditiva a determinados tramos de la frecuencia sonora, es muy bajo. Por esa razón el impacto que genera en ellas el sonido (aunque también las luces intensas, si presentan asimismo hipersensibilidad visual) produce reacciones que afectan a su conducta.
El trauma acústico consiste en una lesión en los mecanismos auditivos del oído interno debido a la exposición a un ruido muy fuerte siendo una causa común de hipoacusia sensorial (daño de los mecanismos auditivos dentro del oído interno). Un ruido intenso puede perjudicar el órgano de la audición y llegar a afectar hasta al sistema nervioso central debido a que exista las neuronas del sistema nervioso pudiendo provocar daños temporales o permanentes ante la exposición de los ruidos fuertes por encima de 80 decibeles.

Qué provoca la pirotecnia en personas con TEA:

  •  Genera un alto nivel de estrés y ansiedad.
  • Sienten miedo, lo que desencadena en crisis de llanto y gritos.
  • Muchas personas con TEA se desesperan y llegan a autolesionarse.
  • La perturbación por sonidos fuertes los pone tensos y los lleva a manifestar la molestia de una forma agresiva.

Cómo se puede asistir a una persona con TEA:

  • Trasladar a la persona con TEA a un espacio tranquilo donde los ruidos no sean de alto impacto.
  • Utilizar tapones de goma en los oídos para reducir el ruido.
  • Optar por auriculares con música que la persona con TEA conozca y que sean de su agrado.
  • Realizar actividades alternativas en esos momentos para redireccionar la atención a otros estímulos gratificantes.

CONOCÉ LOS TESTIMONIOS DE FAMILIARES DE PERSONAS CON TEA: 

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here